febrero 13, 2020
¿Quién quiere vivir dos meses gratis en las Bahamas?
Redacción Travesías

Vivir gratis en las Bahamas por dos meses, con alojamiento y comidas incluidas.

¿Tienes más de 18 años, hablas inglés, te gusta el mar turquesa y quieres ser un agente de cambio? Ahora cumplir estos deseos es posible. Airbnb, en colaboración con Bahamas National Trust, regalará dos meses de hospedaje a cinco personas que escriban una buena carta de motivos en la que expliquen sus razones para ser merecedores de esta aventura en el corazón del Caribe. La idea es que los ganadores trabajen de cerca con locales para desarrollar programas e iniciativas de protección de entornos naturales. Lo que se busca es impulsar el turismo rural y mejorar las prácticas que tienen los lugareños cuando reciben a alguien.

Vivir gratis en las Bahamas

El objetivo de esta iniciativa es atraer a un nuevo tipo de viajeros. Capturar la atención de aquellos que quieren explorar el mundo de una forma más sustentable y respetuosa con la naturaleza. Los interesados podrán aplicar a la convocatoria desde este link; la fecha límite será el 18 de febrero. Los ganadores se darán a conocer en marzo y la aventura en Bahamas iniciará en abril; incluirá vuelos, comidas y alojamiento. El sabático se desarrollará en tres puntos específicos: Andros, Exumas y Eleuthera, en donde se realizarán distintas actividades.

Un sabático en las Bahamas

Las Bahamas son famosas por Nasáu, su capital. Lo que no todos saben es que posee más de 700 islas, todas conectadas entre sí, alrededor de 2400 cayos y playas de baja profundidad; de ahí que los habitantes las llamen Family Islands. Será en estos territorios, muchos de ellos todavía despoblados, donde los cinco afortunados seleccionados por Airbnb podrán disfrutar de las bondades de este paraíso, mientras ayudan a conservarlo.

Isla Andros

Con alrededor de seis mil kilómetros cuadrados de superficie, Andros es la isla más grande del archipiélago de las Bahamas. Ahí se encuentra la tercera barrera de coral más extensa del planeta; dada su importancia y para reducir los impactos de la crisis climática, la idea es que los voluntarios colaboren con un grupo de ecologistas para recolectar parte del organismo existente, construir nuevas colonias, cuidar los cultivos y transplantar al arrecife todo lo que vaya creciendo.

Bahamas buceo

Foto: Airbnb

Exumas

Compuesto por más de 360 islas, muchas de ellas vírgenes, este distrito es famoso por su impresionante paleta de tonos azules. En Exumas, los voluntarios tendrán dos tareas relevantes: impulsar la industria pesquera ética y sustentable, sumando esfuerzos para controlar la población del pez león rojo, una especie invasora que devora meros y peces pequeños de manera desmedida. Este pescado, sin embargo, resulta delicioso en la gastronomía, razón por la que se quieren impulsar nuevos platillos teniéndolo como ingrediente principal. La segunda misión, aunque no menos importante, es salvaguardar el caracol rosado, molusco en peligro de extinción debido a la pesca furtiva.

Bahamas playa

Panorámica de Exumas. Foto: NASA.

Isla Eleuthera

Además de su forma larga y estrecha, Eleuthera es reconocida mundialmente por su arena rosada. En esta isla, donde abundan las plantaciones frutales, la preparación y el uso de tés medicinales, así como otros remedios típicos, es una de las tradiciones que más atesoran los lugareños. Para evitar que la práctica siga desapareciendo, la tarea de los voluntarios será adentrarse a lo más profundo de esta riqueza natural para crear una granja de arbustos de té y posteriormente montar una tienda pop-up de infusiones que, además, sirva como conducto de talleres abiertos al público, orientados a la conservación de este gran legado cultural de los bahameños.

Bahamas mar

Además de todas estas actividades imprescindibles, los participantes apoyarán en la creación de nuevos modelos turísticos, tomando en cuenta las necesidades no sólo de los habitantes de las Bahamas, sino del entorno natural que este lugar presume.

¿Quieres leer más sobre destinos? Entra aquí.

***
También te recomendamos

Camino Copalita: de la sierra a la costa

Viajar, aprender y quedarse en comunidades: todo esto es Rutopía

Baja California Sur sin huella (cómo hacer turismo sustentable)

Más Leídas

Ver Más