junio 1, 2020
Así vivían los primeros y (misteriosos) pobladores de México
Paola Gerez Levy

Aquí se encuentran los primeros indicios de la domesticación de plantas como el maíz o la calabaza.

Aunque los arqueólogos mexicanos han puesto especial atención al desarrollo de las culturas precolombinas que habitaron a lo largo y ancho del territorio nacional, desde los seminómadas del norte árido hasta las grandes urbes mayas que se conservan en el sureste, pasando por las enormes pirámides teotihuacanas en el centro del país, vale la pena destacar que antes del asentamiento de las primeras civilizaciones hubo otros humanos en nuestro país. Antes que todo iniciara hubo un final de una época poco conocida, pero igual de interesante. 

Para conocer a nuestros ancestros más viejos sería recomendable detenernos en las cuevas prehistóricas de Yagul y Mitla. Habría también que retroceder en el tiempo unos 10 mil años, cuando el mundo era pura naturaleza y los humanos apenas habían llegado al sur de lo que hoy es México. Los primeros homo sapiens cruzaron el océano polar entre Alaska y Rusia hace 50 mil años y viajaron por el continente durante decenas de milenios hasta que eventualmente llegaron a la actual Oaxaca. Vale la pena destacar que este grupo le dejó a las generaciones del futuro muchísimas enseñanzas sociales, artísticas y cosmogónicas.

Un tesoro en el Valle Central de Oaxaca

Ahí, en el corazón de nuestro país, los interesados pueden encontrarse con aproximadamente 120 cavernas y formaciones en la roca  –ubicadas en la ladera norte del Valle de Tlacolula– que sirvieron como refugio a los primeros moradores de Mesoamérica. En estas cuevas se conservan evidencias tanto de expresiones artísticas como de la domesticación de las primeras plantas, dos pistas que nos acercan al complejo proceso de sedentarización de las aldeas prehistóricas.

Entre los tesoros que se han encontrado durante los años de investigación están una serie de pictogramas rupestres, en rojo quemado, que representan humanos, animales, manos, flechas y lo que se cree son mapas del cielo nocturno. Por otro lado, aunque las cuevas son realmente antiguas, comparadas con las cavernas de Altamira en España, que datan de hace 25 mil años, son bastante nuevas. Todo depende desde dónde se le analice.

pinturas rupestres en mitla

Foto: Melitón Tapia/INAH

Piezas clave para el estudio de la civilización mesoamericana

Entre los cientos de recovecos que conforman el sitio, hay una caverna en particular que nos permite ver con gran claridad la forma en que vivían los grupos nómadas que subsistían básicamente a base de caza y recolección. Se trata de la cueva de Guilá Naquitz, donde se hallaron pepitas de jícara, frijol y calabazas, así como fragmentos de espigas de maíz, que datan de entre 8 y 10 mil años atrás. Estas se consideran el primer indicio de semillas domesticadas en todo el continente y han dado a los científicos mucha información sobre cómo inició y se desarrolló la agricultura en esta región del mundo.

Por otro lado, en las cuevas Blanca y Gheo Shih se descubrieron numerosas herramientas que indican que aquellos humanos también tenían una relación con la fauna del lugar. Resaltan sobre todo las utensilios de piedra y de huesos de animales del Pleistoceno, una época geológico que coincide con la antigüedad de las pepitas de Guilá Naquitz.

mitla y yagul en oaxaca

Foto: Héctor Montaño/INAH

Las cuevas prehispánicas de Yagul y Mitla hoy

El lugar, que abarca unas 5 mil hectáreas, fue inscrito en 2010 como Patrimonio Cultural ante la UNESCO como paisaje cultural, una categoría que agrupa todo lo que abra un camino a averiguar la evolución de la sociedad humana a lo largo de la historia.

Paralelamente, esta extensión de tierra compone el Área Natural Protegida Monumento Natural Yagul, no sólo por su importancia geológica y antropológica, sino también por ser un ecosistema seco en el que viven múltiples especies como serpiente de cascabel, zorros, halcones y mamíferos pequeños.

monumento nacional yagul

¿Te gustó esta nota? Suscríbete a nuestro newsletter aquí para tener acceso a todo el contenido de Travesías.

Foto de portada: García Anaya

***

También te recomendamos:
El impresionante hallazgo de más de 800 huesos de mamut en el centro de México
Encontraron en Oaxaca uno de los juegos de pelota más antiguos del país
En estas cuevas están las pinturas más antiguas de la humanidad

Más Leídas

Ver Más