junio 5, 2019
Cientos de ballenas llegarán a las costas de Nueva York este año
Paola Gerez Levy

Probablemente lo último que viene a la mente a la hora de pensar en Nueva York son ballenas.

Las ballenas son animales migratorios que cruzan océanos enteros en búsqueda de la mejor temperatura del agua. Por ello, es común verlas en mares cálidos en invierno, como las costas mexicanas, y en regiones gélidas durante el verano. En esta temporada templada lo común es encontrar a los cetáceos cerca de los polos –tanto norte como sur– pero en años recientes se ha dado un suceso que se creía imposible: se puede ver ballenas en Nueva York.

La ruta marítima de las ballenas

El Atlántico neoyorquino ha sido, desde tiempos ancestrales, parte del camino que las ballenas jorobadas recorren anualmente del Ártico al Caribe. Sin embargo, a partir del siglo XVII y con el paso del tiempo estos animales fueron cazados en exceso y actualmente, pese a que la práctica se ha regulado internacionalmente, siguen siendo víctimas colaterales de la pesca industrial.

Ballenas en Nueva York

Foto: Gotham Whale / Artie Raslich

Las ballenas (que llegan a medir 14 metros y pesar 40 toneladas) vieron su extinción en esta región del mundo, pues según reporta la asociación Gotham Whale, en el 2011 solo se divisaron cinco especímenes. Por fortuna, el año pasado llegaron 272 de ellas y se espera que esta tendencia siga aumentando en el futuro. Además, los observadores llegaron a identificar algunos ejemplares de ballena de aleta que, con 27 metros, es el segundo cetáceo más grande del mundo (detrás de la ballena azul).

La razón detrás de su regreso

No se habían visto tantas ballenas en Nueva York desde hacía décadas. Una de las posibilidades que expliquen este acontecimiento son las políticas de limpieza del icónico río Hudson. El agua, menos contaminada, hizo posible que aumentara la población de peces mehaden –que son alimento de las ballenas– y atrajeran a los cetáceos de vuelta a las costas de Nueva Jersey y Long Island.

Ballenas en Nueva York

Foto: Gotham Whale / Artie Raslich

Ver las ballenas, y algo más que hacer en Queens

Actualmente, los cruceros American Princess ofrecen el servicio de viajes para ir a divisar ballenas. Además de estos animales, no es raro toparse con delfines, focas y aves como halcones peregrinos y alcatraces atlánticos. La temporada de ballenas en Nueva York va de mayo a noviembre.

Queens

Independientemente de las ballenas, Queens es una ciudad atractiva por sí sola. Unida a la zona metropolitana de Nueva York, en este barrio multicultural se pueden encontrar restaurantes de todos tipo y antojo. Por el lado cultura, un museo que no puede dejarse de lado es el MoMA PS1, una extensión del icónico museo enfocado en arte contemporáneo y experimental.

Sigue a Paola en Twitter.

***

También te recomendamos
Así suena Nueva York: los mejores lugares de jazz en la ciudad
El lobo gris mexicano (y otras razones para viajar al desierto)
¿Por qué no hay que envolver las maletas con plástico?

Más Leídas

Ver Más