enero 15, 2020
Il Palazzo Experimental, un hotel renacentista (silencioso) en el corazón de Venecia
Paola Gerez Levy

Ubicado a 10 minutos a pie de las galerías de arte más icónicas de la ciudad, Il Palazzo Experimental hace una oda al diseño veneciano.

Venecia es la segunda ciudad más visitada de toda Italia, sólo después de Roma. Sus 118 islotes, cafés y terrazas en las aceras, casitas coloridas y numerosos canales transitados por vaporettos y góndolas, ofrecen una colección de experiencias únicas en su tipo. Y si bien la mayoría de los turistas se hospedan en el bullicioso centro, Il Palazzo Experimental ofrece un alojamiento tranquilo para aquellos viajeros que gustan de más espacio y privacidad, sin dejar de lado la esencia de la ciudad.

Abierta desde septiembre de 2019, esta propiedad de Experimental Group se encuentra en el barrio de Dorsoduro (al sur de Venecia), en lo que fuera un antiguo palacio del Renacimiento. Si bien el inmueble conserva su arquitectura antigua, la diseñadora Dorothée Meilichzon reformó los interiores para crear un ambiente contemporáneo, cálido y joven.

il palazzo experimental

Fachada del hotel. Foto: Karel Balas/cortesía Il Palazzo Experimental.

El hotel tiene 28 habitaciones y cuatro suites con vista al Canal della Giudecca. Dentro, las recámaras están decoradas con textiles coloridos, mosaicos vidriados, lámparas personalizadas de latón y cromo y detalles de mármol de Breccia Capraia. Cada cuarto es un viaje al corazón del diseño tradicional veneciano.

Habitación Ognisanti Deluxe. Foto: Karel Balas/cortesía Il Palazzo Experimental.

La gastronomía en el alojamiento se especializa en comida del mar. Il Ristorante Adriatica (operado por Italian Supper Club) es un establecimiento que encanta a locales y visitantes por igual gracias su carta inspirada en las recetas de la costa este de Italia. Ideado como una cocina comunal, donde las mesas son grandes y predominan los taburetes y bancos para sentarseaquí los comensales pueden degustar platillos con carácter, hechos con ingredientes regionales y de temporada.

il ristorante adriatica

Il Ristorante Adriatica. Foto: Karel Balas/cortesía Il Palazzo Experimental.

Para disfrutar de la serenidad del barrio de Dorsoduro, Il Palazzo Experimental cuenta con un jardín en la parte trasera de la propiedad. Este espacio es ideal para desayunar al aire libre, tomar un té o disfrutar de una copa en la tarde. A su vez, en el último piso de la construcción, hay también una terraza exterior con vista a las plantas y a la silueta urbana de Venecia.

Sin más, aquí les dejamos algunas recomendaciones hechas por personal del hotel, para que los huéspedes disfruten lo mejor que Il Palazzo Experimental tiene que ofrecer.

Una habitación

La Giudecca es perfecta para gente que viaja en pareja. Cuenta con una cama king size y un balcón privado con vista al Canal de la Giudecca. En el baño, de colores intensos, hay una tina de baño y amenidades de primera calidad.

Baño de la habitación Giudecca. Foto: Karel Balas/cortesía Il Palazzo Experimental.

Personaje clave

Tan solo al entrar a la recepción principal, los huéspedes se encuentran con Eleonora. Una persona fundamental que desde la llegada se encarga de ayudar a que todos los visitantes tengan una gran estancia en el hotel y en la ciudad.

 

Espacio público

El bar Experimental Cocktail Club Venice es la tercera sucursal de la marca, después de Londres y París. Su interior está lleno de colores, formas y texturas; repleto de mármoles y espejos antiguos. Fue diseñado por la milanesa Cristina Celestino y rinde un homenaje a Carlo Scarpa, una eminencia de la arquitectura italiana.

Experimental Bocktail Club

Foto: Karel Balas/cortesía Il Palazzo Experimental.

Un detalle

Los interiores del hotel, creados por la célebre Dorothée Meilichzon, hacen guiños a los colores de la ciudad. Las paredes, pisos y mobiliario están impregnados de tonos terracora, azul cielo, amarillo pálido, gris platinado y crema.

Algo imprescindible

Tomar un paseo de unos 10 minutos por las callecitas de Venecia hasta llegar a los mayores centros artísticos de la ciudad. Ir a ver la Peggy Guggenheim Collection o la Gallerie dell’Academia di Venezia.

peggy guggenheim collection

Foto: Peggy Guggenheim Collection

Un platillo

El espagueti Cavalieri, que se sirve con almejas caparossoli; o bien el Arrosticini, brochetas de cordero con comino y salsa de pimienta de Sichuan.

il ristorante adriatica

Brochetas de carnero. Foto: Karel Balas/cortesía Il Palazzo Experimental.

Para beber

Las bebidas italianas por excelencia son el Spritz o el Bellini, ambas a base de Prosecco. Estos tragos tradicionales y refrescantes se pueden pedir en el bar.

¿Te gustó esta nota? Suscríbete a nuestro newsletter aquí para tener acceso a todo el contenido de Travesías.

Foto de portada: Karel Balas/cortesía Il Palazzo Experimental

***

También te recomendamos:
Aman Kyoto, un retiro entre jardines y templos japoneses
Faena, el hotel en Miami que tiene su propio barrio artístico
Escondido Oaxaca, una casona oaxaqueña del siglo XVIII (reinventada por Alberto Kalach–TAX)

Más Leídas

Ver Más