octubre 25, 2018
Japón: más fácil (y más barato) de lo que pensabas
María Pellicer

Japón es conocido por ser uno de los países más caros del mundo; sin embargo es más accesible de lo que todos pensamos.

Sí, es lejos. Y eso eso todo. Ni es carísimo, ni te vas a gastar todo tu dinero. De hecho, Japón es un país ideal para hacer un viaje de bajo presupuesto.

  1. Hay dos vuelos diarios desde la Ciudad de México a Tokio, uno de Aeromexico y otro de ANA. Eso quiere decir que, con tantita paciencia y fechas flexibles, seguro encuentras una tarifa super razonable. Muchas veces, más baja que viajar a cualquier destino europeo.
  2. Japón es uno de los países más limpios que existen. La primera vez que uno entra a un baño público, no se la cree. Esto aplica en todo, desde las casas hasta los espacios públicos, y desde luego, los hoteles. Puedes quedarte en un hostal o en un ryokan tradicional con la tranquilidad de que va a estar impecable. Este hostal en Ginza, por ejemplo, esta super bien ubicado, es bonito y está limpísimo (eso sí, sus cuartitos individuales son la cosa más pequeñita que has visto).
  3. La comida en Japón puede ser carísima pero si sabes elegir, comes delicioso sin gastar mucho. El ramen, que es el comfort food favorito de los nipones, es muy económico y delicioso. Acá tenemos toda un ruta.
  4. Japón on a budget
  5. La mayoría de los museos cobra la entrada pero los templos y santuarios están abiertos al público todo el día y no hay que pagar nada. En Tokio hay que asomarse al Santuario Meji, y aprovechar para caminar por el bosque que lo rodea. Y en Kioto, no hay que perderse Fushimi Inari-taisha y sus miles de toris.
  6. Sí, caminando por Aoyama y Omotesandō dan ganas de ser hiper-flaco e hiper-millonario y comprarse todo Comme des Garçons pero, en vista de que eso es poco probable una recomendación es buscar espacios como el A.P.C. SURPLUS de Shibuya, outlet en versión japonesa. Otro buen tip, las tiendas de deportes locales suelen ser más baratas que las extranjeras, y de super calidad. Mi recomendación es visitar Montbell, que tiene una tienda preciosa en pleno Ginza.
  7. Para saciar el antojo de comprarlo todo, sin excederse con la tarjeta, Muji y Uniqlo siguen siendo las dos mejores opciones. Las sucursales de Yaracucho y Ginza, respectivamente, son las más grandes y ambas ofrecen tax return. Japón on a budget
  8. Una de las mejores cosas de Japón es la naturaleza y la mejor manera de disfrutarla es haciendo una caminata. Kumano Kodo es una ruta de peregrinación milenaria, similar al camino de Santiago. Puede hacerse por tramos, dependiendo de las habilidades y la condición y desde luego, no cuesta nada. Hay albergues y ryokanes a lo largo del camino. Un plan en el que no gastas mas que en alimentos.
  9. Compra un Japan Rail y viaja todo lo que quieras sin gastar un peso más. Ni siquiera tienes que hacer reservaciones y puedes subirte a casi todos los trenes, incluidos la mayoría de los shinkansen. Cuesta más o menos 5000 pesos y puede ser tu única inversión fuerte.
  10. Camina, camina y camina, y cuando te canses de caminar, súbete al metro pero, evita los taxis, que sí pueden ser un poco más caros. Japón on a budget
  11. A la hora de salir, elige un izakayas. Bares relajados e informales donde la gente va después de trabajar a tomar cerveza y picar. Un muy recomendable, y con carta para turistas, o sea, con fotos, es este, en la zona de Roppongi.
  12. Aprovecha los Family Mart y Lawson para comprar de todo. Son baratos, limpios, tienen espacio para comer, para descansar, para cargar el teléfono y hasta baños. Y la comida no está nada mal. La recomendación son los onigiris.
  13. En la estación de tren, compra tu bento box. Son baratas y deliciosas y la variedad es grandísima. El único riesgo es perder el tren por estar bobeando intentando decidir cuál comprar. Japón on a budget

***

También te recomendamos
Tulum on a budget
Cuatro lugares buenos, bonitos y baratos para comer en Berlín
Atlas de ahorradores: consejos para encontrar vuelos baratos

Más Leídas

Ver Más