abril 5, 2016
Nueve cosas que debes saber antes de ir a Bogotá
Redacción Travesías

Prepárate para viajar a la ciudad sudamericana más vibrante del momento.

La periodista Pilar Marroquín (@marroquincita), exhabitante y visitante regular de Bogotá, nos ayuda a tener un panorama más claro de la capital colombiana con estos consejos.

1. El clima es loco, así que hay que empacar de todo
En Bogotá sientes que vives las cuatro estaciones del año en un solo día. Claro, si eres de la Ciudad de México quizá no sientas un gran cambio, pero si provienes de un sitio con clima más estable, no olvides salir con una prenda ligera, un suéter, chaqueta y paraguas.

2. Los “rolos” son algo conservadores
Rolo, por cierto, es un término que se usa para referirse a los bogotanos. Es un equivalente a los chilangos de México. En fin, la mayoría son conservadores y agradecerán conocer a un viajero que luzca impecable. Digamos que el look de turista con shorts, playera y chanclas no es su favorito (tampoco debería ser el tuyo).

3. Las personas son superamigables, como en México
Si estás perdido, preguntas en la calle y casi que te llevan de la mano. Es fácil hacer amigos y, aunque estés entre gente que no conozcas, difícilmente te sientes solo.

4. El tráfico es medio intenso, pero la ciudad está muy bien adaptada para las bicis
Si tienes prisa, la bici es la mejor opción. Cuando estás de viaje no hay nada peor que perder el tiempo atorado en un caos vial.

5. Está muy alto
Especialmente si vas a Monserrate —cerro con parque ecológico al que puedes llegar en funicular—, así que trata de no excederte con la bebida el primer día o sentirás que mueres. De nuevo, hay una similitud con la Ciudad de México, y puede ser que los chilangos se acoplen a la altitud media de 2,640 metros sobre el nivel del mar que tiene la ciudad, pero para quienes tarden más en adaptarse, hay pastillas que previenen el mal de alturas y que te pueden ayudar a evitar muchos malestares.

6. Es mucho más seguro de lo que piensas
No te dejes llevar por lo que escuchaste en los ochenta y los noventa. Bogotá es una ciudad disfrutable, y las medidas de precaución que debes tomar para andar en ella son las mismas que en cualquier otra parte del mundo.

7. Uber funciona bastante bien
No dudes en usar este servicio si sales de rumba. Es una excelente alternativa si aún no dominas los servicios de transporte público de la ciudad.

8. Puedes hacer tax return en el aeropuerto cuando vas de regreso a casa
Se tardan lo que parece una eternidad en devolverte el dinero, pero vaya que sí lo hacen. Vale la pena si hiciste compras (guarda todas tus facturas y comprobantes, y de preferencia paga con tarjeta).

9. Los precios son similares a los de la Ciudad de México
Quizá Bogotá es un poco más caro, pero no demasiado. En realidad todo depende de las devaluaciones que estén sufriendo sus monedas respectivas. Pero digamos que para un habitante de la capital mexicana, una visita a la colombiana no hará una gran diferencia en su economía.

Foto: FlickrCC Pedro Szekely

Más Leídas

Ver Más