septiembre 4, 2018
El desierto más grande de Norteamérica está en México, y tiene hasta playa
Paola Gerez Levy

Las zonas áridas son mucho más que arena y sequía.

Este mes, Travesías se fue al norte y nos dimos a la tarea de recorrer esta zona inadvertida y majestuosa del país. Hoy toca explorar los inhóspitos horizontes sonorenses.

El desierto de Sonora abarca cinco estados, cruza una frontera, contiene un área natural protegida y muchas zonas ecológicas. El desierto de Sonora es el más grande de Norteamérica y el segundo más extenso de todo el continente, sólo por debajo del Patagónico. En México, este paraíso árido se ubica en  los estados de Sinaloa, Baja California, Sonora y cruza la frontera norte para tocar Arizona y California. Se estima que mide aproximadamente 311 000 km².

desierto de sonora

Dos de las regiones más impresionantes del desierto de Sonora son la Sierra del Pinacate y el Gran Desierto de Altar, ambas en Sonora. Estos lugares conforman la exuberante Reserva de la Biosfera y se caracterizan por sus formaciones volcánicas –cráteres, montañas y conos de ceniza–, por sus cuantiosos paisajes surrealistas de dunas que alcanzan los 200 metros de altura y por un ecosistema que alberga cientos de especies animales y vegetales.desierto de sonora

Por inhóspito y vasto que pueda parecer este sitio, desde hace siglos habitan, en Punta Chueca y Desemboque, los seris; un pueblo indígena, que subsiste a base de caza y pesca y que es originario de la Isla Tiburón, en el Mar de Cortés. Hace unos añoseste grupo fue desplazado de la isla cuando fue declarada área natural protegida.

desierto de sonora

Pero además de la riqueza cultural, en el desierto de Sonora existen lugares que ofrecen diferentes opciones de turismo y a los visitantes: desde costas únicas en México, hasta recorridos por los pueblos mágicos más antiguos del país -un grupo de municipios fundados hace más de 500 años por los franciscanos- así como cuantiosas actividades en el exterior como:  hiking, paseo en globo, rappel, Tours aéreos y hasta estrambóticas excursiones en Jeep.

desierto de sonora

Y es que el desierto más grande de México lo tiene todo: las Playas de San Carlos, que son un destino perfecto para relajarse y disfrutar de atardeceres impactantes o Puerto Peñasco, destino de lujo donde hay campos de golf y una buena gastronomía.

 

***

También te recomendamos:
Cuatrociénegas, el agua que florece en medio del desierto
Paraísos mexicanos llenos de paz, armonía y silencio
 Viaje al centro de la nada

Más Leídas

Ver Más