junio 7, 2019
Berger Joyeros cumple 100 años de historia (de Amsterdam a la CDMX)
Redacción Travesías

Berger Joyeros: tradición que conjuga modernidad

A lo largo del tiempo Berger Joyeros ha demostrado ser más que una marca. Esta firma es en realidad el brillante legado de una familia que desde hace cuatro generaciones ha sido leal a sus raíces y ha logrado confeccionar productos de alta calidad que año con año llegan directo al corazón de sus clientes.

Actualmente, la empresa cuenta con más de 100 empleados (entre los que se incluye un selecto grupo de maestros joyeros) que están distribuidos en las boutiques de Masaryk, Antara Polanco, Paseo Interlomas y Vía Santa Fe, en la Ciudad de México y Estado de México. Y aunque sus tiendas sólo viven en este país, Berger Joyeros tiene un prestigio mundial sin precedentes. Algunos de sus clientes europeos aseguran no haber visto una casa tan grande en cuanto a la oferta de joyas y relojes.

Savoir faire en México

Su fundador, Alex Elías Berger –nacido en Polonia en 1895–, llegó a México con su familia el 16 de abril de 1943 después de una breve estancia en Cuba, donde trabajó como profesor de tallado de diamantes. Los conocimientos los aprendió en Ámsterdam, ciudad en la que abrió su primer negocio y creó una pequeña industria del rubro.

El 1918, al término de la Primera Guerra Mundial, Elías Berger se trasladó a Amberes, Bélgica, donde se consolidó como uno de los mejores joyeros de la industria europea. Por desgracia, el estallido de la Segunda Guerra Mundial provocó que la familia Berger abandonara Europa para salvar sus vidas. Fue entonces que se trasladaron hasta Cuba, pasando antes por París, España y Portugal.

berger-joyeros-en-mexico

Marcas de Alta Relojería en Berger Joyeros en los 90.

El taller en el Centro Histórico

En 1943, Elías Berger llegó a la Ciudad de México. En los primeros días montó un pequeño taller detrás del Zócalo, ubicado en la famosa calle de Los Tabaqueros. Desde ahí comenzó a importar diamantes a diversos joyeros del mundo y también se hizo de un nombre en esta urbe, donde no tenía competencia. Después abrió una oficina en la calle Madero y empezó a trabajar con piedras de color, una técnica muy innovadora para la época.

joyas-berger

Eran los únicos mayoristas en aquella época, sin competencia hasta la década de los sesenta.

anillo-joyeria-berger

Anillo con rubies corte gota y brillantes en oro blanco

El crecimiento continuo

La segunda generación Berger dio continuidad al negocio en un esquema de crecimiento a través del diseño y la fabricación de sus propias piezas. En 1994 abrieron su casa matriz en Av. Mazaryk. Asimismo a finales de los noventa inauguraron la primera tienda Bulgari de América Latina y en 2015 la primera boutique Rolex en México.

collar-berger-joyeros

Collar con perlas blancas con diamantes en oro blanco.

Años más tarde, otro miembro de la familia, Sergio Berger –quien heredó el don para el diseño y un buen ojo para las piedras preciosas– ganó el Premio Internacional del Diamante 2000 de De Beers en París con una pieza conformada de 22 mil diamantes oro y gris.

***
También te recomendamos

Un viaje por la relojería suiza con Berger Joyeros

En busca de la joya perfecta – Berger Joyeros

Más Leídas

Ver Más